1 de Marzo


BENDECIDOS PARA BENDECIR.

Uno de sus discípulos, Andrés, hermano de Simón Pedro, le dijo: Aquí está un muchacho, que tiene cinco panes de cebada y dos pececillos; mas ¿qué es esto para tantos?. San Juan 6:8-9

Es increíble cuanta necesidad existe a nuestro alrededor. Muchas personas carecen de lo más básico para sobrevivir mientras otro gran segmento de la población se queja del recurso que tienen. Un joven se acerca con cinco panes y dos peces, parecía poco ante tan grande necesidad. Sin embargo, el poco recurso en las manos de Jesús se multiplica para bendecir multitudes.

¿Cuáles son tus cinco panes y dos peces?

¿Le crees al señor por la multiplicación?

¿Te gusta ser de bendición?


5 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo