22 de Noviembre


“Antes nosotros nos comportábamos así, y vivíamos obedeciendo a los malos deseos de nuestro cuerpo y nuestra mente. ¡Con justa razón merecíamos ser castigados por Dios, como todos los demás! Pero Dios es muy compasivo, y su amor por nosotros es inmenso” Efesios 2:3-4 (TLA)

Antes muertos, ahora vivos. Así estábamos todos dice la Palabra, desechados, reprobados, ya condenados, pero Dios no permitiría que el pecado nos consumiera en perdición eterna; antes éramos esclavos de toda maldad, todo deseo, todo lo que ofende a Dios, pero ahora somos libres de eso gracias a sacrificio perfecto de Cristo; el joven de Dios debe recordar y reconocer lo que era, para entender un poco del infinito poder de Dios para transformar cuerpos, mentes, espíritus, vidas.

¿Estoy consciente de lo que Dios ha hecho conmigo?

¿Cada vez que recuerdo mi pasado es para glorificar el nombre del Señor?

¿Estoy viviendo como una persona rescatada, redimida, justificada, santificada y amada?


Conozca más de la

Generación Emergente en:

  • Facebook - círculo blanco
  • Twitter - círculo blanco
  • YouTube - círculo blanco
  • Instagram - Círculo Blanco

Integrar a los Jóvenes y Señoritas de la Iglesia de Dios en América Central en el cumplimiento de la Misión Global.

GENERACIÓN EMERGENTE AMÉRICA CENTRAL | © 2019